martes, 16 de agosto de 2016

Claves para evitar los dolores de espalda


Las malas posturas que adoptamos al realizar actividades de la vida cotidiana, el estrés y la falta de ejercicio son los principales responsables de los dolores de espalda. 

Trabajar todo el día frente al computador o dormir adoptando una mala postura pueden desencadenar intensas molestias. Por otra parte, las personas embarazadas, con sobrepeso o aquellas que trabajan habitualmente de pie o cargando peso son las más propensas a sufrir molestias en la zona lumbar.

Recomendaciones para cuidar la espalda:

Dormir boca arriba o de lado Las personas pasan de 6 a 8 horas al día acostadas. Es el tiempo durante el cual la columna descansa sin soportar el peso del cuerpo, por lo cual es importante cuidar la postura que se adopta. Los médicos especialistas señalan que la postura ideal es boca arriba o en posición fetal.

Si hay una molestia aguda o lesión lumbar, se debe adoptar la postura boca arriba y con una almohada debajo de las rodillas flexionadas.

Dormir boca abajo no es recomendable, salvo en caso de indicación médica. Modificar la curvatura normal de la columna lumbar y obligar al cuello a permanecer girado hacia uno de los dos lados puede ser muy contraproducente para nuestra columna.




Abdominales en forma Hacer ejercicio ayuda a desarrollar musculatura y es la mejor prevención para evitar dolor de espalda o molestias en el cuerpo. 

Algunos ejercicios especialmente recomendables son el pilates, el yoga y la natación. 

También caminar de 30 a 60 minutos a paso ligero, usar unas buenas zapatillas y hacer abdominales durante 5 minutos al día por lo menos.

Vida sana El tabaco tampoco es bueno para la espalda. Un excesivo peso corporal también es perjudicial ya que lo mejor para evitar problemas es mantenerse delgado. Por último, la salud mental también es primordial. Está comprobado que padecer depresión desemboca en dolores de espalda.

Un buen colchón y una buena almohada El colchón y la almohada son factores clave en la salud de la espalda y deben permitir una buena adaptación a las curvas naturales de la columna. Al comprar una nueva almohada, una persona puede tardar entre unos días en adaptarse.

Los colchones que deben utilizarse son los de tipo medio. Hay que huir tanto de la rigidez como de una excesiva blandura. Un colchón suave y flexible se adapta con más facilidad y mejorará los contornos del cuerpo, lo cual es bueno para el sueño, también hace que la sangre circule mejor y que sea más difícil adoptar una posición incómoda.

Vigilar las posturas diarias Las causas más comunes de los problemas lumbares nacen en el entorno laboral. Por un lado, hay trabajos que requieren estar todo el día de pie y otros que se llevan a cabo en la oficina todo el día sentado.

En las oficinas, el motivo principal de los dolores de espalda es la forma inadecuada de sentarse. La mayoría de la gente se acomoda en el borde de la silla. Es fundamental adoptar la posición correcta cuando se está sentado, preferiblemente en asientos ergonómicos. Para ello, hay que centrar la fuerza en la zona lumbar y enderezar la columna. 

Es importante intentar situar la pantalla del computador justo en frente del cuerpo, los brazos deben formar un ángulo de 90º, manteniendo el antebrazo y mano en línea recta. Se debe procurar apoyar los antebrazos a la hora de escribir, así se evitarán sobrecargas sobre la musculatura que va del hombro 

También es importante mantener la espalda recta cuando estamos de pie o caminamos y evitar la frecuente «joroba». A la hora de agacharse para coger algo flexiona las rodillas y no dobles la espina dorsal.

En el caso de las mujeres, los tacones pueden provocar molestias de espalda. Al llevarlos, el eje de gravedad postural se desplaza hacia delante y los discos lumbares quedan forzados. 

Para prevenir el dolor de espalda, sin duda, merece la pena apostar por la comodidad de un calzado de calidad que no te haga sufrir. Para ello, es mejor que te compres unos zapatos con poco tacón para ir a la oficina. 

Hoy día, existen diseños actuales que te permiten ir a la moda. Ten en cuenta que tampoco es recomendable caminar diariamente con zapato plano.

Fuentes: siempredignas.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario