viernes, 17 de junio de 2016

Cubitos de caldo: pedazos de veneno de marcas conocidas


Los condimentos artificiales con el nombre de “caldo” utilizado en la cocina común de los consumidores, son responsables de la creciente incidencia de la “enfermedad silenciosa”.

El poder del sazón ha estado en los oídos y la boca de muchas personas que no sabían el qué era, pastillas de caldo como por ejemplo los que se comercializan en marcas como: Caldo Knorr, Maggi, Distante, Ajinomoto, Kitano y otros “alimentos” que mejoran el sabor, contienen glutamato monosódico.

El componente químico, que lejos de ser inofensivo para la salud, es responsable de causar las más diversas reacciones cuando se ingiere: náuseas, alergias en la piel, vómitos, taquicardia, dolor de cabeza, latidos cardíacos irregulares, mareos, e incluso depresión.

Utilizar las especias industrializadas cada día puede causar daños graves a los que los consumen, ya que el glutamato puede provocar que el sistema endocrino para producir acetilcolina, una sustancia que, además de estimular la función muscular, reduce la absorción de la glucosa por las neuronas. El resultado puede ser de más peso e incluso la enfermedad de Alzheimer. Un caldo muy peligroso y al mismo tiempo bastante desagradable.

El famoso “sabor” de la comida demuestra claramente la fuerza de la química que se utiliza en casi todos los platos de este tipo de cocina. Las pastillas de caldo de pollo, carne y verduras es una amenaza que incumbe a la salud de todos.

Bloquea las funciones neurológicas del hipotálamo, lo que ayuda a controlar el apetito, el glutamato nos lleva a comer más de lo que necesitamos y que sólo aumenta la obesidad.

¿Quieres una solución simple, barata y sabrosa?


En este artículo te proponemos elaborar tus propios cubitos de caldo vegetal con ingredientes naturales, con beneficios para tu salud y con el toque de sabor que más te guste.

Al preparar nuestros propios cubitos podemos adaptarlos a nuestros gustos y necesidades y, de congelarlos, podemos incluso volver a modificarlos cada vez que los añadamos a nuestras recetas.

Ventajas de los cubitos naturales

Preparar nuestros propios cubitos de caldo tiene las siguientes ventajas:

  • Contienen solo ingredientes naturales, vegetales y beneficiosos para nuestra salud.
  • Son fáciles de preparar.
  • Podemos elaborarlos de diferentes sabores.
  • Podemos regular la cantidad de sal.

Ingredientes

Aceite de oliva virgen extra: Uno de los mejores aceites para usar en la cocina, ya que se conserva mucho mejor que otros ante las altas temperaturas de cocción.

Sal marina o sal del Himalaya: Como hemos comentado, la sal común o sal de mesa es la más perjudicial para nuestro organismo, ya que está refinada y es exclusivamente cloruro de sodio. En cambio, estas sales que proponemos son ricas en minerales y oligoelementos.

Cúrcuma en polvo: La cúrcuma es una de las especias más saludables, gracias a sus propiedades antiinflamatorias y anticancerígenas, y además aportará un poco de color a nuestras recetas.

Jengibre en polvo: El jengibre es otra especia imprescindible, ya que nos ayuda a digerir mejor y potenciar el sabor de los platos.

Ajo crudo o en polvo: El ajo es un alimento muy antioxidante que mejora todo tipo de problemas cardiovasculares, además de dar un excelente sabor a los platos.

Pimentón ahumado: Este pimentón no es fácil de encontrar, ya que los más habituales son el dulce y el picante. Sin embargo, es esta variedad la que dará un sabor más intenso a nuestras recetas, ya que esta especia se usa habitualmente para dar sabor a las carnes y embutidos.

Perejil fresco cortado fino: El perejil, además de su gran contenido en hierro y vitamina C, es un sabor muy habitual en nuestra cocina.

Apio fresco cortado fino: El apio es un ingrediente imprescindible para dar sabor y suavidad a los caldos. Además, es un alimento muy depurativo.

Tomates secos cortados a trocitos muy pequeños: Estos tomates concentran muchísimo el sabor y nos permiten potenciar todavía más la intensidad del caldo.

Otros ingredientes opcionales a nuestro gusto: Curry, comino, orégano, albahaca, menta, cebolla, tomillo, etc.

¿Cómo se elaboran?

  • La elaboración de estos cubitos de caldo es sencillísima.
  • En un bol mezclaremos todos los ingredientes que hemos enumerado, excepto el aceite.
  • La cantidad será la que nosotros deseemos, según nuestro gusto o preferencia por cada ingrediente, como si fuéramos a preparar un gran caldo casero.
  • A continuación, añadiremos el aceite de oliva y mezclaremos de nuevo hasta crear una pasta.

Conservación

Tenemos dos opciones para conservar esta pasta de caldo:

Guardarla en un bote de cristal herméticamente cerrado en la nevera, con la idea de usarlo en un máximo de quince días.

Usar una cubitera para hacer pequeños cubitos de caldo y conservarlos durante más tiempo con su sabor y propiedades. Si lo hacemos así podemos incluso dar un toque de sabor diferente añadiendo algún ingrediente extra a cada cubito.

Fuente: http://paradigmaterrestre.com/cubitos-caldo-pedazos-veneno-marcas-conocidas/

No hay comentarios:

Publicar un comentario