sábado, 9 de enero de 2016

Tu cielo en el cerebro: la relación entre la Luna y los neurotransmisores


Aunque la ciencia occidental pocas veces lo tiene en cuenta, el ser humano está naturalmente sometido a distintos ciclos, muchas veces vinculados con el movimiento del universo y sus astros.

El hombre antiguo conocía muy bien su relación con los procesos astronómicos y los ciclos estacionales que dictan los astros, no solamente para la cosecha de los alimentos, sino también para lograr una vida sana y virtuosa, física y mentalmente.

Como cualquier otro componente de la Tierra, el hombre recibe desde el cielo toda la energía que le permite crecer. Esta concepción se encuentra en mayor o menor medida en la cosmogonía de cualquier cultura antigua.

Según el doctor Mark Filippi, existe una relación entre las fases lunares y cuatro neurotransmisores básicos, que explica así:

-Filosomático y Acetilcolina - Luna Nueva y Cuarto Creciente: “Cuando estamos surcando en acetilcolina, nos volvemos más sensibles, más aptos a actividades grupales y más receptivos emocionalmente”.

-Ontosomático y Serotonina - Cuarto Creciente y Luna Llena: “Es recomendable hallar un espacio solitario para aprovechar estos momentos de lucidez en los que nos acompaña nuestra musa”.

-Ecosomático y Dopamina - Luna Llena y Cuarto Menguante: “Semana para la distracción y la diversión, con actividades sociales y ecológicas en donde predomina la empatía”.

-Exosomático y Noradrenalina - Cuarto menguante y Luna nueva: “Es un estado hiperbinario, unidireccional y agresivo”, señala Filippi. Es preciso no desperdiciar nuestra energía.

Fuente: pijamasurf.com
Fuente: http://www.itg-salud.com/articulo.php?id=84425

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada