martes, 24 de marzo de 2015

Remedio casero para la fiebre, gripe, retención de liquidos, reumatismo y otros malestares


Aunque citamos solo algunos de los desequilibrios que nos ayuda a tratar la
cebolla, son muchas las propiedades de este bulbo sanador, muy recomendado desde los antiguos tiempos, recordemos que nuestros antepasados trataban sus dolencias solamente con remedios caseros, naturales y sabían muy bien los usos de todas las plantas, frutas y verduras, ya que estaban mucho más integrados con la Naturaleza, sin embargo hoy en día aun hay gente que ama la “medicina natural” y le interesa como a tí, es aprender a como utilizarla en casos específicos. 

La cebolla es un remedio casero muy eficaz para tratar la fiebre, la gripe, el reumatismo, la retención de líquidos y otros malestares.

Cómo y para qué se utiliza la cebolla

Estados gripales

La cebolla se puede ingerir cruda, en extracto, en jarabe, preparada con vino o en decocción, sirve para curar el resfriado, la gripe y la tos, también ayuda a expectorar.

Retención de líquidos

El bulbo crudo ayuda a eliminar líquidos y a combatir infecciones.

Acción cicatrizante

El bulbo en cataplasma sirve para cicatrizar las heridas y tumoraciones.

Inflamaciones, reumatismo y circulación

La cebolla, en sus diferentes preparaciones, también de usa para bajar las inflamaciones, combatir el reumatismo y regular la circulación sanguínea.

* Hay muchas formas de preparar la cebolla; en maceración, en tintura, con miel, en cataplasma, etc. Pero lo importante es saber incluirla en nuestra dieta para recibir sus beneficios.


Preparado contra la fiebre

Ingredientes

– 1 cebolla grande

– Miel

Preparación

– Pelar la cebolla y asarla a 200°C durante 40 minutos

– Machacar la cebolla y mezclar su jugo con una cantidad equivalente de miel

Forma de tomarla

Tomar 1 o 2 cucharaditas cada hora, hasta 8 veces al día.

Cataplasma para heridas infectadas

Ingredientes

– 1 cebolla

– 1 vaso de vino tinto

– 2 cucharadas de aceite de oliva

Preparación

– Cortar la cebolla en rodajas y rehogarla en el aceite

– Añadir el vino y cocer hasta que se evapore el alcohol

Forma de aplicarla

– Aplicar la cebolla en caliente sobre la herida infectada y sujetarla bien con la gasa

– Cambiar cada dos horas la cataplasma

– Repetir hasta que la herida se abra y se pueda limpiar

Para el vértigo por problemas cervicales

El ungüento de cebolla puede ser muy útil en caso de sufrir vértigo a causa de problemas cervicales.

Para realizar este ungüento, rehogar media cebolla en 6 cucharadas de aceite durante 5 minutos; aparte, derretir 20 g de cera y mezclarla con la cebolla, aplastando bien hasta hacer un ungüento.

Debe aplicarse con las manos calientes, dando masajes suaves. Primero durante 2 minutos en sentido ascendente sobre la zona cervical, luego otros tres minutos de izquierda a derecha en la columna y finalmente, volver a darlos de forma ascendente.

Fuente: http://medicinanatural-plus.com/remedio-casero-para-la-fiebre-gripe-retencion-de-liquidos-reumatismo-y-otros-malestares/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada